dijous, 28 de febrer de 2013

“DAME ARGO” TRIUNFA EN LOS PREMIOS “JUAN CARLOS”

                Con menos glamour que los “Oscar” genuinos, pero con los mismos o más tropezones se celebró anoche la gala de los “Juan Carlos” en Almendralejo. La ganadora, sin duda la tragicomedia “Dame argo”, de Emiliano Castelar, que se llevó el “Juan Carlos” a la mejor película. El largometraje, que trata de un empresario venido a menos que intenta reflotar a costa de ir de administración en administración pidiendo contratos, ha cautivado a la crítica; “Al público le ha encantado ese pequeño toque realista”, explica Toribio Mengano, el jefe del jurado, “la escena en la que Josefino, el protagonista, le llora un pequeño contrato de suministros al Ministro de Sanidad, con un sobre en la mano, es sobrecogedora”.


                La gran derrotada en esta edición ha sido el drama matemático “La vida de π”, aunque su director, Otto Frink, ha logrado el “Juan Carlos” al mejor director. En su favor ha pesado la dificultad de rodar un film así, como explica su director “Es difícil recrear la “vida de π” sin actores, sólo con efectos especiales que hacen “fiuuuu, fiuuuuu” y “shhummm, shuuummm”, que por cierto son de mi invención.”. También ha sido suyo el “Juan Carlos” al mejor guión adaptado, “al final π acaba llegándote al corazón”, nos dice Toribio, “toda la vida condenado a hacer de complemento del radio, sin saber que es el elemento más importante de todos…”.
Luis "El Cabrón" dejó claro que es el número uno con éste gesto

                Entre los otros “Juan Carlos” importantes destaca el de “Luís el Cabrón” como mejor actor de reparto en “Sobre todo, silencio” de Juan Luís Cordel, que cuenta la historia de tres amigos de la infancia, Chemari, Paco y Loli, que sobreviven de lo que recogen en la oposición. Sin embargo, allá no solo se vive de la pesca de subvenciones: el reparto es una de las actividades más fructíferas de la zona, hasta tal punto que la mayor parte de los habitantes se encuentran de alguna u otra forma involucrados y permiten esta situación ya que se ha convertido prácticamente en su forma de vida. Suyo también es el “Juan Carlos” al mejor vestuario, obra del dúo Álvaro Pérez y Paco Correa. También obtuvo su galardón Jacobo Merenciano, alias Jack “El Pene”, favorito en la categoría de películas para adultos con “El duque empalmado”.

                Todos los invitados quedaron encantados con la gala, organizada por Ana Pastor y amenizada por el trio cómico Wert, Montoro y Cospe, en la que se gastó unos 200 kilos de confeti y globos. Entre las anécdotas de la gala, sin duda la más comentada ha sido el tropezón del Rey cuando iba a entregar el premio con su nombre a la mejor película. “¡Todavía no he caído!” dijo el rey en tono jocoso, “sólo he tropezado…”

Sin nada más, para La Retaguardia, el peluche de Garfield (El único que podía colarse haciéndose pasar por el Garfield de verdad)

Cap comentari:

Publica un comentari a l'entrada