dimecres, 20 de febrer de 2013

HASBRO LANZARÁ UNA VERSIÓN DEL MONOPOLI BASADA EN ESPAÑA


La popular juguetera, distribuidora de uno de los juegos de mesa más populares, el Monopoli, anunciará en breves una versión del juego basada en España. Según fuentes de la empresa la idea no es reciente, aunque ha recibido un espaldarazo por parte del departamento de marketing hace poco. "Monopoli es un juego con mucha historia, lleva ya unos cuantos años en las tiendas y ya se sabe, cuando le pillas el truco se vuelve demasiado fácil y, por ende, aburrido. Así que pensamos hace tiempo hacer una versión algo más complicada"; se explica Tenessee Avenue, portavoz de marketing de la empresa. "Las noticias que nos llegan de España nos vinieron al pelo, pensamos que sería un buen punto de partida".
Este seria el fascímil del juego

                Los cambios serán bastante sustanciales; para empezar no sólo se pueden construir hoteles, ahora se puede edificar cualquier cosa. Además cada color simbolizará ahora una comunidad autónoma, Catalunya es de color naranja, Madrid azul, Andalucía verde, y la Comunidad Valenciana color naranja, como Catalunya, pero con una franja azul arriba. En cada color puede haber una dificultad añadida, "por ejemplo si estás en la comunidad valenciana construir un aeropuerto te costará mucho y te rentará poco, y no puedes construir un hospital. En cambio en Madrid puedes construir los que quieras...", nos explica St James Place, uno de los desarrolladores. El nombre de las calles también se ha españolizado, ahora se pueden comprar la Gran Vía, la plaza de San Agustín o la rambla de Canaletes".

                Otro cambio importante se refiere a las fichas de juego. "Antes de empezar el juego hay que sortear las fichas, cada una representa un estatus: la azul representa la corona, la blanca los ciudadanos de a pié, y si te toca una ficha rara mitad azul mitad rojo eres político", cuenta St James. "Cada una tiene unas propiedades, por ejemplo si eres azul no pisas nunca la cárcel y si haces alguna trampa, como coger algún billete de más, el político tiene que mirar para otro lado. A cambio el político puede expropiar cualquier "calle" propiedad del ciudadano de a pié y sólo está obligado a darle un billetito o dos. Además, aunque puede ir a la cárcel, tiene muchas cartas para librarse de ella: el tecnicismo, el recurso, la prescripción... "incluso hay una muy buena, que envía al juez a la cárcel en tu lugar", dice St James alegremente, "en cambio si te toca la ficha blanca la has pringao".

                También habrá cambios respecto las cartas a robar "bueno, cambiamos también eso. Ahora ya no lo llamamos robar, lo llamamos cobrar. Y hemos metido las cartas en sobres, es más cuco" Dice Virginia Place, otra de las desarrolladoras, que nos explica el funcionamiento de las cartas: "Si eres de la casa real puedes escoger las cartas de la suerte buenas y descartar las malas. Aunque si te toca "yerno imbécil", te tienes que aguantar. Si eres político puedes acumular más cartas para librarte de pagar o de la cárcel, y puedes cambiar una carta mala a uno de los ciudadanos por una carta mala. Por ejemplo, me sale "el banco está en bancarrota", pues la puedo cambiar por ésta otra, "nuevo impuesto". ¡Real como la vida misma!".

                Todavía no hay fecha definitiva para su lanzamiento, pero algunos ya han empezado a hacer algún pedido. "Urdangarín ya nos ha pedido uno", nos comentan desde Marqueting.
Para la Retaguardia, Ronnie Periquito

Cap comentari:

Publica un comentari a l'entrada